ESPRO

Tras un sueño forjado desde la infancia

15 de marzo de 2017

La Subteniente Xatxia Pérez Rodríguez, sicóloga de la Universidad San Buenaventura, se graduó el pasado 6 de diciembre, como era su sueño desde niña, de la Escuela Militar de Cadetes José María Córdova.
Habla con orgullo de su padre, un suboficial del Ejército que ha sido su ejemplo y modelo a seguir y que sembró en ella el amor por esta gloriosa institución. Lo califica como un hombre correcto e intachable, cualidades propias de un verdadero héroe de la patria.

Tras un proceso de selección entre más de 200 aspirantes, fue elegida, junto a 32 profesionales de carreras como Leyes, Medicina, Sicología, Antropología, Ingeniería de Sistemas, Ingeniería Industrial y Comunicación Social, para realizar el curso como oficial administrativo que inició el 10 de septiembre del año anterior.

El 08 de diciembre, tan sólo dos días después de haber ascendido al grado de Subteniente, inició, por orden del General Alberto José Mejía Ferrero, Comandante del Ejército, el curso de Paracaidismo y Curso Avanzado de Combate, formación excepcional para conocer de cerca los desafíos y retos que enfrentan los soldados y demostrar que las mujeres también son Héroes Multimisión.

Gracias a esta formación, hoy por hoy, califica la labor del soldado como inigualable, reconoce su esfuerzo invaluable y asegura que sólo la pasión y el profundo amor por Colombia hacen que cada Soldado dé todo de sí para cumplir la misión.

Yo viví por cerca de tres meses lo que estos hombres viven gran parte de su vida, asegura pero siento que ahora porto el uniforme con más propiedad y es para mí y para mí familia, un gran orgullo enfatiza, especialmente para su padre quien se siente feliz de que haya seguido sus pasos.

Desde el 01 de marzo llegó a la Escuela de Soldados Profesionales para asumir la Dirección del Establecimiento de Sanidad Militar, un gran reto si se tiene en cuenta que se trata de su primera unidad, sin embargo está resuelta a dar todo de sí, como lo aprendió de los valientes soldados, para cumplir a cabalidad con sus responsabilidades y aportar al crecimiento de esta importante unidad.

En casa, sus padres, hermana, esposo e hija, confían plenamente en ella y están satisfechos al verla cumplir sus sueños pues han sido testigos de su dedicación y entrega y el arduo trabajo demandado para llegar hasta este punto, pero también son conscientes de que el camino por transitar recién comienza.

Todavía no había nacido cuando su padre, a pocos años de iniciar su carrera militar tuvo el privilegio de hacer parte del Batallón Colombia No. 03 y viajar a la Península del Sinaí para vigilar los acuerdos del cese al fuego entre Israel y Egipto.

Cuando tuvo edad para entender el significado de esta importante comisión, entendió también que ella, definitivamente, quería llegar tan alto como había llegado su padre.

Cree firmemente que la sicología coadyuva el quehacer militar pues fortalece las capacidades de los individuos al interior de la fuerza, los ayuda a crecer como seres humanos y a reconocer el papel fundamental de la familia como motor en la vida de cada militar.

Sabe que el papel de la mujer militar va más allá de romper los estereotipos de machísmo, se trata de una carrera de tenacidad y empeño donde la mujer se convierte en ejemplo de vida gracias a su compromiso, entrega y pasión por cada acción que desempeña pues como militar continua sobresaliendo también como hija, esposa y madre.
COMPARTIR

Nilo - Cundinamarca
Horario Atencion: 08:00 - 12:00 y 14:00 - 18:00
atencionciudadanoejc@ejercito.mil.co

Numero de visitas: 176.984